En marzo de 2010, los periodistas Gabriel Pasquini y Graciela Mochkofsky crearon El Puercoespín, una plataforma digital que comparte con sus lectores entrevistas, crónicas periodísticas, literatura, fotografía y un amplio material audiovisual. En sus apenas dos años de vida, El Puercoespín cuenta con un sinfín de colaboradores alrededor de todo el mundo y ya es un referente ineludible en Latinoamerica y España. El próximo martes 15 de mayo a las 19 horas, la Fundación TEM será sede del lanzamiento de la primera antología de textos de el sitio, Instantáneas, que saldrá bajo el sello editorial Paidós. La presentación estará a cargo de los fundadores del sitio y del periodista norteamericano Jon Lee Anderson, colaborador regular de El Puercoespín.

Gabriel Pasquini / Foto: Web

Con motivo de este lanzamiento, y a modo de celebrar los primeros dos años de la revista, entrevistamos a Gabriel Pasquini, su director, quien asegura que el principal logro de este proyecto ha sido durar: “son dos años de trabajo constante, todos los días, de profesionales (me refiero a nosotros y quienes colaboran en el sitio) que podrían obtener muy buena paga en los medios tradicionales y que deciden aportar en forma voluntaria su talento para que el puercoespín exista”. Pero también, desde las páginas de El Puercoespìn, se pregunta: “Muchas veces, en el comienzo, nos vimos ante la dificultad de responder a la imposible pregunta: ¿qué es el puercoespín? ¿Qué es este medio extraño, hecho sin capital ni fórmulas previas?”. En esta entrevista, Pasquini intenta responder a esos dilemas.

1- ¿Cómo fueron los primeros pasos de El Puercoespín y cómo surge el sitio?

El sitio surgió de un viejo anhelo de Graciela Mochkofsky y yo de crear un medio diferente en la Argentina. Los primeros pasos fueron experimentales: planeamos primero una revista de papel, luego una revista de papel pero en soporte digital (es decir, con criterios tradicionales, no los propios de Internet), luego un medio de Internet con una redacción profesional y un obligatodo financista, y, al fin, el puercoespín. Toda esa experimentación, que incluyó en casi todos los casos el diseño gráfico y de contenidos, la planificación financiera y comercial, el esbozo de redacciones y autores posibles, nos enseñó mucho –y concluimos en que debiamos hacer algo que pudiéramos manejar directamente nosotros dos, comenzarlo e ir sumando gente y cambiando mientras lo hacíamos. Así nació el puercoespín.

2- ¿Por qué la elección del nombre y un blog de contenidos?

Elegimos el nombre por varias razones: nos gustan las historias de animales, que suelen funcionar como espejo o metáfora de las humanas; y la idea del animal con púas es un buen símbolo del periodismo: funciona tanto como metáfora de los periodistas como de la materia de la que se ocupan. En un sentido más amplio –cada vez más la palabra “periodismo” me resulta más limitada, por su carga histórica–, diría que cualquier intento de retratar el mundo es similar al de aferrar a un puercoespín.

Hacemos un sitio de contenidos porque eso es lo que hacemos, lo que hemos hecho desde hace varias décadas. Yo estoy por cumplir 30 años en el periodismo; Graciela lleva más de 20. Ambos somos escritores (ella de libros de investigación periodística; yo, de libros similares y también de obras de ficción). Para nosotros, se trata de una extensión de quienes somos.

3- En la Argentina, los sitios que comparten crónicas, fotografía, videos y literatura con sus usuarios son pocos o casi ninguno. ¿El Puercoespin vino a ocupar un lugar que estaba vacante?

Creo que sí y así nos lo han dicho quienes siguen el sitio. Una de las razones es que cuesta encontrar financiamiento. Nosotros estábamos dispuestos a invertir trabajo voluntario y reclutar el de otros -periodistas, escritores, fotógrafos, editores, videastas, etc- para hacerlo y sostenerlo en el tiempo.

4- El 20 de marzo se cumplieron dos años del sitio. ¿Qué creés que queda por hacer en este espacio virtual tan cambiante?

Uff… Tanto que no sabría por donde empezar. En principio, queremos involucrar más a la comunidad que rodea al puercoespín. Vamos a abrir blogs de autor para un sinfín de gente de talento que queremos que sienta este espacio como propio. También nos gustaría ampliar más algunas secciones que ya existen, como videos y literaturas. Luego, nos gustaría aumentar la producción de material propio (algo que ya está sucediendo) por encima de la agregación -que, no obstante, nos interesa mantener, ya que es una de las claves del sitio: la selección y edición de contenidos disponibles en Internet con los que contar historias. ¡Y mucho más!

4- ¿Cuál cree que es el logro principal de El Puercoespin y por qué?

Creo que el mejor juicio lo tienen aquellos que siguen el puercoespín. En casi todos los casos, agradecen que sea diferente, que busque temas y un nivel de calidad del material que no encuentran en otros lugares. Me gusta definirlo así: tratamos de publicar en el puercoespín sólo aquellas historias que podrían interesar a un futuro antropólogo o historiador para entendernos, esas historias que retratan no sólo unos hechos, sino un mundo y una época. Por mi parte, diría que nuestro principal logro ha sido durar: dos años de trabajo constante, todos los días, de profesionales (me refiero a nosotros y quienes colaboran en el sitio) que podrían obtener muy buena paga en los medios tradicionales y que deciden aportar en forma voluntaria su talento para que el puercoespín exista.

Deja un comentario